Thursday, June 14, 2007

Una Gota de sal

Solo necesito una razón para morir
Solo una que también me hace vivir
Quizás nunca te tenga ese es mi problema
Amor de amores, hogar de mi vivienda

La lejanía es más intensa y cruel
Que ciertas palabras que escuche ayer
No falto mucho para mi ahogo
Que lo desee tanto en tu despojo

Tanto anhelo fundido en lágrimas
Como cuando el fuego calienta el acero
Gotereando al contacto con el aire se endurece
Que forma tomara la tristeza que florece

No soy capaz de reprocharte
Hasta en cierta manera te entiendo
Pero una cosa no quita
Que ayer viví un infierno

Fue sin compasión sin cuartel
Como boxeador cuando ve a su oponente mareado
Mientras más golpes dabas
Aquí más yo aguantaba

Saboree lo más amargo
Como si me ahogaran en cal
Descubrí la dureza
De una gota de sal

Una era suficiente
Para ahogar un continente
Y muchas salieron de su albergue
Mojando mi rostro y todo a su paso
Una gota de sal fue el regazo
Unas gotas que en su agonía
Hacían un pacto
Moriremos por ti y lo que sientes
Moriremos por esa tristeza inminente
Así se saborea una gota de sal, lentamente…

Jorge Díaz

El mundo mágico de Disney(Paradoja o parodia de la vida)

Hace varias semanas me di un viajecito para orlando, muy bueno por cierto. No tenia vacaciones reales hace mucho tiempo. Obviamente, fui a Disney, una de las atracciones de orlando. Pues fue muy interesante mi viajecito. Goce un montón, pero aprendí unas cositas que aquí las resumo, en un corto ensayo.

Disney es el único sitio donde los ratones, patos, perros, ardillas, etc. hablan. Mas sin embargo no los miramos como extraterrestres. También las mujeres son locas con los ratones, no gritan histéricas porque vieron uno. En adición, podemos ser tan libres como queramos, podemos ir despeinados, con ropa q no “combina” en traje de baño y nadie te critica ni dice nada. Estamos en un sitio que se habla otra lengua y no se mofan porque decimos algo mal. Todo es un sueño, somos tan infantiles que creemos en estas magias, y nadie lo ve como algo inmaduro. Los impedidos de verdad tienen beneficios y buen trato. Caminamos millas sin quejarnos, no pretender usar un carro dentro del sitio. Creemos en príncipes azules y princesas enamoradas. Tanto el pobre como el rico caminan uno al lado del otro. Y muchas cosas más…

Obviamente me pone a pensar todo eso, es el mundo ideal. O simplemente es una comedia irónica de lo que no vivimos. No creo en vivir en una burbujita que la vida es color de rosa, pero ciertas cosas de esas se deberían integrar a la vida cotidiana. Por ejemplo lo de ser quien eres y nadie te critique. Deberíamos aprender a aceptar a la gente como es. Las diferencias sociales tampoco deberían ser barreras entre humanos. Mucho menos el lenguaje. Deberíamos aprender a vivir una armonía parecida a la que se vive ahí adentro. Claro la vida es un poco más complicada que eso, pero si viviéramos más armoniosamente seria un poco más fácil. Ver toda esa tranquilidad me hizo sentir bien. Me sentía en paz, hacia una fila de 45 minutos sin ningún coraje, sin desesperarme. Así pienso deberíamos ser mas, pacíficos. No querer resolver todo a golpes o tiros.

Nosotros podemos dejar de ser una parodia y ser una historia real. Podemos convertir esta vida en una plena solo con nuestras acciones. Esas son las que directamente afectan nuestro entorno. Mientras mas acciones negativas tengamos mas cosas negativas atraeremos. Como hablaba con una gran amiga, mientras más sentimientos negativos encierres en tu corazón, más dolor y sufrimiento tendrás. Yo tengo fe de que se puede hacer un cambio. Solo si así lo deseamos y trabajamos por ello. Por eso yo me lleno de positivismo, para afrontar mis problemas con la mayor fuerza. Mientras más positivo yo, mejor y más rápido lo resuelvo. Yo intento q mi vida no sea objeto de una parodia, sino objeto de una gran historia. Ojala lo cumpla.

Piensen en lo que dije, y hagamos que el mundo maravilloso de Disney sea una historia más, de tantas que haya en el mundo. Que Disney no sea una parodia de vida sino que un ejemplo de cómo vivimos. Felicidad atrae felicidad; tristeza atrae tristeza…
Original por: Jorge Díaz – jueves 14 de junio de 2007
Editado por: Gina Ortiz –